miércoles, 22 de agosto de 2012

LA CASA DE CLAUDE MONET






Visitar la antigua casa de Claude Monet,
convertida en museo,
fundación y máximo atractivo del pueblo de Giverny,
ubicado a unos setenta kilómetros al noroeste
de París
y a orillas del río Sena,
equivale a sentirse en medio de sus cuadros
más representativos,
dentro de un sueño impresionista
hecho de agua, hojas y flores.


Claude Monet tenía 43 años 
y ya era un pintor reconocido cuando decidió,
en abril de 1883,
instalarse allí en compañía de Alice Hoschedé
y de los hijos de sus respectivos matrimonios anteriores.


Monet transformó el huerto de la casa,
edificó tres invernaderos,
pintó las ventanas color verde
y una mezcla de rosa y blanco para la fachada...


...levantó en 1895 el puente japonés
inmortalizado en mucho de sus cuadros y erigió
un segundo atelier en el que alcanzó a montar un laboratorio fotográfico.


Fue allí
que trabajando en varias telas al mismo tiempo
que inició sus famosas series temáticas:
los almiares, los álamos, las glicinas
y las célebres nenúfares que diera a conocer
a partir de 1900.


A pesar de los gastos millonarios,
la Academia de Bellas Artes 
no tiene de que quejarse
pues en los últimos siete meses
recibió a 400 mil personas.


Se trata del lugar
más visitado de Normandía.

Mis libros en Amazon

Mis libros en Amazon
Recuerda... no depende la venta de la calidad de tu obra. No escribas pensando en la ganancia. El verdadero Arte nunca fue apreciado en su propia época.

En la vida lo importante es sentirnos abrigados

En la vida lo importante es sentirnos abrigados
Free background from VintageMadeForYou