domingo, 28 de junio de 2015

Marie-France Estève (1953-2015)





MARIE-FRANCE ESTÈVE, considerada la mujer más tatuada de Francia por los cientos de dibujos de 44 artistas y 584 horas de trabajo sobre su cuerpo, falleció a los 62 años.

Estève, quien se hizo su primer tatuaje a los 15 años falleció hace unos días en la localidad de Saint-Martory, en el sur de Francia y cerca de Toulouse.

En una entrevista dijo que su cuerpo era un lienzo para contar sus historias; sin embargo, le pedía a sus tatuadores que no tocaran la zona en que había sido sometida a terapia de rayos durante la curación de su enfermedad (un tumor de mama).

En 2010 publicó su autobiografía, "Marie-France Estève o cuando la vida te endurece la piel", donde daba cuenta de una existencia sórdida, abandono, violación, cárcel, alcohol, droga y enfermedad.

Marie-France tuvo una vida difícil que sobrellevó como pudo en medio de infiernos personales de los que no salió bien parada. Su paso por la cárcel la marcó de manera indeleble y las drogas y el alcohol le dieron una endeble línea para sostenerse.

Recientemente, recordó que comenzó a tatuarse a los 15 años en los brazos, y luego no pudo detenerse.
Era la musa de los artistas del tatuaje y ni su cara quedó exenta de los trazos realizados en su mayoría con tinta azul, que relataba en cada zona alguna instancia de su vida.

"Mi cuerpo es como un libro: toda mi vida, que apenas ha sido feliz, está contada en tatuajes", explicaba Marie-France, quien intentaba en no convertirse en un atractivo frívolo a pesar de ofrecerse para espectáculos en salas y cabarés. 

Fue sepultada el 29 de diciembre en el cementerio de Monségur, próximo a la localidad de Fumel.

Mis libros en Amazon

Mis libros en Amazon
Recuerda... no depende la venta de la calidad de tu obra. No escribas pensando en la ganancia. El verdadero Arte nunca fue apreciado en su propia época.

En la vida lo importante es sentirnos abrigados

En la vida lo importante es sentirnos abrigados
Free background from VintageMadeForYou