domingo, 12 de junio de 2016

Maureen O´Hara (1920-2015)




La actriz Maureen O`Hara, la belleza irlandesa que apareció en películas clásicas desde la conmovedora "Qué verde era mi valle", hasta la inspiradora "Miracle on 34th Street" y que tuvo inolvidables conversaciones con John Wayne en varias películas, falleció en estos días a los 95 años.


Falleció tranquilamente rodeada de su amorosa familia
mientras celebraban su vida escuchando la música de su película favorita
" El hombre tranquilo"


Como actriz Maureen mostró fortaleza y sensibilidad en todos los personajes que interpretó. Sus personajes eran enérgicos y valientes, como lo fue ella en la vida real. También era orgullosamente irlandesa y pasó su vida entera compartiendo su herencia y la maravillosa cultura de la isla Esmeralda con el mundo, dice su biografía familiar.


Maureen llegó a Hollywood para protagonizar el film de 1939
"El jorobado de Notre Dame"
y continuó con una larga carrera en la pantalla grande.

Se convirtió en la reina del technicolor por el amorío de los camarógrafos
con su cabello pelirrojo, su piel pálida,
sus ojos verdes y su naturaleza ardiente.


Después de sus inicios con "El jorobado de Notre Dame" y algunas películas menos importantes, interpretó a la joven hija en un drama conmovedor de 1941 sobre una familia minera de Gales, "Qué verde era mi valle", que ganó cinco premios Oscar, incluso el de mejor película.


Su primer esposo fue el director George Hanley Brown,
a quien conoció mientras filmaba "Jamaica Inn".
Cuando se mudó a Hollywood, él se quedó en Inglaterra
y el matrimonio fue anulado.

En 1941 se casó con el director Will Price y tuvieron una hija.
El matrimonio fue un error y se divorciaron en 1952.
Permaneció soltera hasta su nuevo matrimonio con Charles Blair en 1968.

En la pantalla grande
ella siempre interpretó a mujeres poderosas y obstinadas.


Mis libros en Amazon

Mis libros en Amazon
Recuerda... no depende la venta de la calidad de tu obra. No escribas pensando en la ganancia. El verdadero Arte nunca fue apreciado en su propia época.

En la vida lo importante es sentirnos abrigados

En la vida lo importante es sentirnos abrigados
Free background from VintageMadeForYou