Lo más visitado

Mis libros en Amazon

Mis libros en Amazon
Recuerda... no depende la venta de la calidad de tu obra. No escribas pensando en la ganancia. El verdadero Arte nunca fue apreciado en su propia época.

jueves, 19 de enero de 2017

La duda






Quisiera volver...
de otros veranos a recorrer la casa
para sentir
el vestigio de azucaradas magias,


pero me quedo detenida
esperando una palabra, otra batalla,
alguna candela encendida,
el otoño...


No sé del futuro incierto,
solamente me queda este presente
de silencios
que trae el sosiego de saber
que volver es quedarse...

¡Qué problemático destino el de la duda!




miércoles, 18 de enero de 2017

Mafalda y sus amigos








MAFALDA
no podría pensarse sin sus AMIGOS.
Sin ellos,
se habría enfermado de melancolía.
Por eso,
es importante señalar que ella,
a la que todos amamos,
contaba con un entorno que era más que un mero 
"grupo de apoyo".

Por ejemplo,
las realidades más encarnadas y prosaicas
de MANOLITO Y SUSANITA,
le daban a Mafalda
un lazo más cotidiano con la existencia.

Ellos tomaban la vida como era,
sin tanta polémica.
Y eso también tiene un valor,
además de lo que pueden ser los aportes críticos
que maravillosamente hacía Mafalda
desde su lugar de niña cuestionadora.


Miguel Espeche.
Psicólogo, psicoterapeuta,
coordinador del Programa de Salud Mental
del Hospital Pirovano


------------------------------------------------



Mafalda es franca, piensa a fondo las cosas y sabe decirlas con la inmediatez de lo cotidiano. Es irónica, pero no agresiva; además, cree en la justicia, en la responsabilidad de unos hacia otros, en el compromiso para luchar contra la injusticia, la pobreza, la discriminación. Es una adelantada en muchos sentidos y es auténtica. Otro mérito: interpretar lo más auténtico de las críticas que aparecen en las ideologías y traducirlas en realidades concretas. Al mismo tiempo, fustiga las costumbres aburguesadas que ya no ven la injusticia que hay en la sociedad. 

Mafalda produce un aprendizaje antropológico y político-social de gran valor.



Paola Delbosco.
Doctora en Filosofía y profesora en la IAE.


***



Continúa en este enlace:


"MAFALDA  y sus valores"

***



lunes, 16 de enero de 2017

Martin Johnson Heade (1819-1904)








El pintor norteamericano Martín Johnson Heade
fue en sus comienzos retratista
y se dedicó tardíamente a la pintura de paisajes.


Durante sus tiempos de formación viajó por Europa
3 años.
En el segundo viaje, al final de la década de 1840,
se produjo un cambio en su estilo que derivó
hacia una pintura de género más sofisticada.


Hacia 1859 se instaló en Nueva York,
allí contactó con algunos paisajistas como Frederic Church.
Su estilo maduro, de gran precisión y luminosidad,
estuvo influido por la obra de Fitz Lane.


Animado por su amistad con Church
entre 1860 y 1870 Heade viajó en tres ocasiones
a América Central.
En esos itinerarios pintó flores
y pájaros exóticos.
De la combinación de estos motivos,
salieron sus originales naturalezas muertas de orquídeas
y colibríes sobre fondos de paisajes tropicales
que han sido reconocidas
como la parte más original de su obra.


En 1883 con 64 años se casó
y se trasladó a Saint Augustine en Florida,
donde siguió pintando las flores tropicales del lugar.

Allí moriría años después
completamente olvidado por el mundo artístico.


a Martín J. Heade



Cuando me olvide 
de todo
en mil lejanías,
quedará sólo un pájaro,
una flor,
sobre las ruinas de un espejo amarillo.
Reflejaré mi abrazo
para tus alas.
Más tarde,
en un amanecer rosado
el latido
resucitará...

Luján Fraix



"De la estupidez a la locura", de Umberto Eco







"DE LA ESTUPIDEZ A LA LOCURA", de Umberto Eco.



El pensamiento de Umberto Eco fue y es fundamental para entender la historia del siglo XX y de nuestros días.

En esta obra póstuma, que entregó a imprenta pocos días antes de morir, vuelve sobre la nostalgia por el pasado perdido, la ironía sobre el poder y la crítica a un consumismo vacío de ideas.


Umberto Eco (1932-2016)





 Fue un escritorfilósofo y profesor de universidad italiano.
 Autor de numerosos ensayos sobre semióticaestéticalingüística y filosofía,
 así como de varias novelas
siendo "EL NOMBRE DE LA ROSA" la más conocida.



domingo, 15 de enero de 2017

La humildad






"Para ser grande
primero tienes que aprender
a ser pequeño...


la humildad
es la base de toda
verdadera grandeza."





jueves, 12 de enero de 2017

"La madriguera", de Aurora García Rivas



Hola a todos.

Este libro "La Madriguera" de Aurora García Rivas me llegó de España junto a otro de poemas con esta dedicatoria:

"Para Luján Fraix, lejana amiga con quien comparto sueños y tés los martes y algunos otros días de enero y estrellas. Un abrazo desde Gijón (Asturias)

Gijón 23 de junio de 2013.

Es noche de San Juan. Solsticio de verano. Las hogueras arden y la luna bruñe de plata la ciudad."

Quiero agradecer (como lo hice en su momento) este gesto tan cariñoso de Aurora y decirles que el libro me encantó pues rescata la narrativa clásica que tanto me gusta. Yo me he formado leyendo a autores de todos los tiempos por mis estudios de Letras y de Preceptor y es inevitable la influencia que ejercen dichos autores a la hora de escribir, es por ello que cuando encuentro este tipo de lecturas me apasiono mucho. Sé que Aurora ya ha publicado otros libros pero éste, en particular, tiene mucho significado para mí. 

Deseo que la buena literatura pueda tener un lugar en el mundo de las letras de hoy donde vemos publicado todo tipo de texto. Los lectores indudablemente han cambiado, siempre lo digo, porque son otras épocas pero lo valioso es eterno y como decía Borges: para saber si una obra es buena hay que esperar diez años.



LA MADRIGUERA

"A Teresa no la satisface el éxito y regresa a su tierra leonesa. Atrás quedará París, Nueva York, San Petesburgo... y su personal empeño en triunfar como pintora. Se instala con Daniela en Corullón e intenta hilar el pasado con el presente.

A través del recuerdo de su familia, originaria de Llamas de Cabrera, nos irá dando una imagen del medio social y económico, del carácter y el tesón de unos seres inmersos en un mundo aislado, inhóspito que, desde finales del siglo XIX, se esfuerzan por salir de la miseria y de la ignorancia conducidos por la férrea voluntad de Matilde, tenaz y visionaria, que tendrá que librar además una batalla continua contra la cerrazón, la violencia, la tiranía y la crueldad de León, su marido.

Las minas de Villablino ofrecerán una primera salida económica, pero la Guerra Civil, la represión, los gravámenes impuestos y la rapiña del maquis, complican el devenir de los días e irrumpen los sueños de Matilde. Sus descendientes se irán dispersando por toda la provincia.

Mientras tanto, en su casa de Corullón, la vida parece serenarse para Teresa, pero una larvada marea de fondo desmiente su aparente calma."

***


-----"No creo en el destino, no creo que nuestros nombres estén escritos en ningún gran libro y al lado, un esquema de vida. Sería injusto, y además nuestra existencia no tendría ninguna finalidad más que cumplir lo escrito. Pienso más bien que vamos por el mundo como peregrinos sin meta."

-----"Debí instalarme en una aldeíta perdida en algún monte y volver a mis orígenes, a la tierra, al sol, a la lluvia y a la nieve, pero me enamoré de esta casa cuanto la vi. Era perfecta, es perfecta: amurallada, escondida, sola... Una madriguera en la que sentir que nada me puede dañar, una campana de plexiglás que me aísla y me protege y desde la que puedo atisbar el paso de los días."

Aurora García Rivas

sábado, 7 de enero de 2017

Cementerio de libros





"El cielo debe ser algo parecido a una biblioteca", cita la biografía de esta cuenta anónima.

Es que no hay nada más lindo que recuperar textos y pensamientos de PABLO NERUDA, VIRGINIA WOOLF, JORGE L. BORGES Y ANTONIO MACHADO, entre tantos otros.

Por ello, desde este espacio, invitan al lector a compartir su cita favorita, de esta manera, todos pueden leerlo y sumarlo a su vida.


ENLACE







Jorge L. Borges dijo exactamente:

"Siempre imaginé que el Paraíso sería algún tipo de biblioteca".

viernes, 6 de enero de 2017

Las baldosas rojas



Kate Greenaway



Cuando era chica iba a la casa de mis abuelos: Juana y Eduardo.

Recorría el jardín poblado de jazmines y de rosales... El chalet era como sacado de los cuentos porque tenía la magia de los enanos de Blanca Nieves, de Hansel y Gretel...

Parecía un reino de hadas y la gracia flotaba en el ambiente con efluvios singulares de mermeladas y flores donde los personajes se mezclaban y aparecían en lo tapices de las paredes.

Yo estaba en el portarretratos..., tenía cinco años en aquella fotografía.

La abuela Juana era indiferente y siempre estaba en la cocina. Hacía dulces y tejía pañoletas.

-Voy a "escuchar" la novela.-decía mientras prendía el televisor.

Yo contaba las baldosas rojas y comía las uvas de la parra a escondidas del abuelo Eduardo que siempre estaba en el terreno de los árboles frutales; allí tomaba mates sentado sobre tres ladrillos; yo lo acompañaba y juntos dibujábamos letras con un palito en la tierra. El abuelo murmuraba igual que un viejo sin remedio y luego me narraba cosas que ya ni recuerdo. Pasaba el día en aquel hogar fascinante sin voces ni risas.

La abuela me daba alguna masita y yo hubiera querido llevarme los jazmines pero ni me atrevía a tocárselos. Iba al comedor y miraba la vitrina con las tacitas de porcelana y las copitas de licor,  que parecían diminutos utensilios de duendes. Todo limpio, tan impecable como los espejos y los dormitorios de camas separadas con dos cuadros de vírgenes. Ese universo vacío era demasiado perfecto si no fuera porque el silencio obligaba a sublevarse.

En el pequeño palacio soñaba historias sin tener noción de la verdad, de la crueldad del mundo y de lo dolorosa que podría llegar a ser la vida. Frecuentaba aquel lugar rodeada de personas monótonas que no peleaban pero que tampoco estaban contentas.

No creí nunca que el futuro pudiera ser tan diferente y que los seres se fueran despacio sin darse cuenta, cuando todavía no les había hecho la mayoría de las preguntas.

La casita de chocolate era real pero mi corazón de fantasía se agrandaba sin darse cuenta que pronto podría romperse en pedazos.

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 

Hoy llevo la melancolía de mi infancia y el recuerdo de unos abuelos tristes que vivían con resignación y apatía. Me queda la imagen, casi sagrada, de ese sitio parecido a un templo.
Dejé todas mis ilusiones guardadas allí, en los jazmines, las uvas, los rosales, el aroma a dulce de ciruelas... y en las baldosas rojas.

Luján Fraix-2000

Publicado en mi antología "Molinos de Viento" cuentos (2000)



domingo, 1 de enero de 2017

"Certeza", de Silvia López



Kinuko Craft




En esta  habitación
entre la lluvia y la noche

un cuadro

se enamora
de la mujer que lo contempla.

Silvia López




sábado, 31 de diciembre de 2016

Feliz año nuevo!!!








FELIZ AÑO NUEVO!!!

Gracias por la compañía, por estar y por volver...

Por la generosidad, los estímulos, la cercanía, la oportunidad de aprender, el abrigo frente a la soledad interior que a veces aparece...

Feliz 2017 para todos aquellos que me han prestado su Universo.

Besos y abrazos.


viernes, 30 de diciembre de 2016

"Amor Verdadero" (poemas, 2000)



Hola a todos.

Hoy buscando datos míos en Internet he encontrado mi libro de poemas "AMOR VERDADERO" ( poemas, 2000 ) en una biblioteca de la provincia de Salta (Argentina).

COMPLEJO DE BIBLIOTECAS Y ARCHIVOS DE SALTA.

La verdad es que me quedé muy sorprendida. Me pregunto cómo llegó hasta allí mi humilde libro de poemas ya que mi provincia queda muy alejada de Salta.

 Por aquellos años mi prioridad eran las bibliotecas ya que "Amor Verdadero" fue utilizado como material de estudio en algunos colegios de mi ciudad. Me siento orgullosa de que haya contribuido a la enseñanza porque a través de él he puesto lo mejor de mí, lo aprendido en el Taller de Poesía y Narrativa, y toda mi vocación para que así sea.

Gracias Gobierno de Salta.
El libro está como Literatura Argentina-Literatura Juvenil. 

Biblioteca Provincial Dr. Victorino de la Plaza, sección 

Juvenil "Prof. Oscar Montenegro"



jueves, 29 de diciembre de 2016

Édouard Manet (1832-1873)










Artista francés considerado por la mayoría
como el precursor del impresionismo
aunque en realidad no participó en este movimiento.
Su estilo se inspiró en el estudio de Velázquez
y de Goya; 
sobre todo fue un pintor académico de influencia tradicional,
que se sintió agraviado por considerársele
el cabecilla de los impresionistas.


Manet desarrolló un estilo que dependía de la oposición
entre la luz y la sombra,
con un medio tono tan leve como fuera posible.
Evitó idealizar a sus modelos
y pintó sin minuciosos estudios preliminares;
esta técnica dio a su obra inmediatez y frescura,
pero desencadenó mordaces  ataques de los críticos,
quienes pensaban que simplemente era ignorante o incapaz.


Una de las famosas obras de Manet "Almuerzo campestre" (1863)
que retrata a dos mujeres desnudas en un día de campo
acompañadas por dos hombres completamente vestidos,
escandalizó a los tradicionalistas
y fue rechazada por la Academia Francesa.


En el decenio de 1870,
Manet empezó a utilizar colores claros y suaves
y adoptó una técnica más libre.
Al final de su vida los críticos
empezaron a respetar su obra.


a Édouard Manet



Realidad sorprendente,
palpitante,
reducto de poetas y de sabios.
Acuarela de cielo
en manos sin palabras...
Luchador de horas pasadas,
hacedor de hechizos.

Luján Fraix


En la vida lo importante es sentirnos abrigados

En la vida lo importante es sentirnos abrigados

Google+ Followers

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...